viernes, 5 de agosto de 2011

Cuando el Avión és "alpinista": LUKLA (Nepal).


Dentro de la relación de Aeropuértos considerados como "excitántes", en sus operaciónes de tráfico aéreo, quizás el de Lukla sea uno de los más acreedóres de tal denominación.
Sin ser un gran competidor con El Funchal (Madeira) o el de Kai Tak (Hong Kong), principalmente por sus características y tipo de aeronáves que utilizan sus pistas e instalaciónes, no desmerece el calificativo.
Situado en pleno Himalaya (Nepal), con un entorno natural expectacular y a una altitud de 2.800 métros con una pista en rámpa, está catalogado como uno de los más peligrósos, sobre todo por el enclave montañoso en el que está construido y le rodea.
Principio obligado en las expediciónes de ascensión de miles de alpinístas, que todos los años afrontan el reto de coronar las cúmbres más altas del mundo, canaliza en la temporada alta, un tráfico diario de 30 vuélos y del órden de 6 en la más baja. (Datos del Himalaya Center de Kathmandú).
La vista en aproximación desde la cabina del avión estremece, su situación en una pendiente de la montaña adelanta que habrá que explotar los recúrsos del avión al máximo en el atrerrizaje, a simple vista: o nó llegas o te pásas.


El desnivel de la pista obliga al piloto a empleárse a fondo y dejar a un lado los procedimiéntos normales. En Lukla hay que descender casi "a plomo" y meter frenos al máximo al tocar el asfalto.


En los videos se puede apreciar las características de operar en Lukla y de la habilidad de ésos pilótos anónimos que, diariamente, demuéstran su capacidad y témple.






Base de dátos:
Archívos de El Sitio.
Airliners (fótos).
Youtube (videos)